Emoji: La Película

Imágenes de Agencias

Inspirados en la fórmula impuesta por Pixar en sus exitosos filmes, Sony Pictures se hizo con los derechos de los famosos “emojis” que abundan en nuestros teléfonos, para crear una versión cinematográfica que se estrenará el próximo 11 de agosto en los cines locales

En el instante en el que Sony Pictures anunció que produciría un filme animado de los “emojis”, esos particulares “muñequitos” y figuritas que tenemos en nuestros teléfonos móviles, la idea parecía descabellada , pues ante el decepcionante resultado de “Pixeles” se podría pensar en una producción casi similar.

“Emoji: La Película” ya es un hecho y se estrenó hace dos fines de semana en los Estados Unidos, con un resultado nada grato, pero con la intención de dar la batalla por el sitial de honor.

Conoceremos un poco más acerca de nuestros aparatos tecnológicos y los particulares habitantes que en ellos habitan, algo así a lo “Intensa Mente”, pero sin el sello Pixar.

Durante el metraje, viajaremos a Textópolis, una ciudad oculta detrás de la Mensajería Instantánea, en la que conviven los “emojis” dispuestos a ser seleccionados por los usuarios, quienes hacen uso de ellos en sus “chats” o SMS, saben que cada uno conserva un gesto en particular, a excepción de Gene, quien se modifica de manera descontrolada.

Junto con algunos de sus amigos decidirá emprender un viaje por las profundidades del “smartphone” a fin de descubrir el porqué de este fallo técnico, por lo que se sorprenderán ante el peligro que los amenaza, no sin antes conocer las razones de sus constantes cambios.

La crítica especializada no ha recibido muy buen el filme animado, catalogándolo como un “desastre”.

Algunas publicaciones como New York Times, Vulture, Los Angeles Times, The Hollywood Reporter, Variety, Buzzfeed, entre otros, han “odiado” a la superproducción. Otros han optado por no descalificarla y decir que no es tan “estúpida” como la señalan.

Ya veremos qué sucede, lo cierto es que en Sony mantenían las esperanzas de que el filme fuera exitoso, de lo contrario su división cinematográfica podría ponerse en venta. Ni Peter Parker, con todo el éxito que ha otorgado al estudio, sería capaz de detener esa transacción. Si poco les importa la crítica, vayan al cine y evalúen por sus propios medios al filme animado que ha sido esperado durante el año.

Comentarios