25 de March del 2019

Guante de Arcia, ancla en el infield de Cerveceros

Foto: Prensa MLB

El campocorto de los Cerveceros, Orlando Arcia, es el primero en admitir que está lejos de ser un jugador pulido y que todavía le queda mucho terreno por cubrir en lo que se refiere a su desarrollo.

Pero pregúntenle al dirigente de los Cerveceros, Craig Counsell, acerca de su joven torpedero, y dirá que es precisamente el alcance y posicionamiento sobre el terreno que hacen del infielder venezolano un jugador bien valioso.

“Esta es una de las historias que se resaltaron muy poco el año pasado, y me sorprendió que no haya recibido la cobertura que merecía – la movilidad que Orlando tuvo durante el juego, y lo extraordinario que eso fue”, manifestó Counsell. “La manera en que decidimos hacer eso una vez que ya teníamos disponibles a Travis [Shaw] y [Mike] Moustakas. El muchacho se mueve por todos lados del diamante – no es un shortstop, si eso tiene sentido. Se coloca donde hay mayores probabilidades de que la bola sea conectada en el infield”.

Dentro de la división, las formaciones defensivas del cuadro interior de los Cerveceros, particularmente en el medio, fueron más pronunciadas que las de los Cachorros y los Cardenales en el 2018, lo que significa que los shortstops e intermedistas de Milwaukee se colocaron más lejos de su posición habitual que sus contrapartes de la División Central de la Liga Nacional.

Y con Arcia recibiendo la mayoría de las oportunidades en el campo corto la pasada campaña, el venezolano estaba obligado a cubrir una buena porción de terreno en el lado izquierdo del infield, tanto a su derecha hacia el hoyo entre el short y la tercera base, como a su izquierda hacia el centro del diamante.

“He recibido bastantes consejos de gente con experiencia y de [el instructor venezolano del cuadro interior] Carlos Subero, que me han ayudado a mejorar”, indicó Arcia. “Ellos me recordaron que tengo que enfocarme en cada pitcheo, en cada bateador y nunca perder el enfoque en el juego. Esa fue quizás la mayor ayuda que recibí la temporada pasada en el aspecto defensivo”.

Desde el punto de vista del promedio de distancia fuera de su posición habitual en el terreno de juego, Arcia tuvo la séptima cifra más alta entre los torpederos de las Mayores, con 21.4 pies (6.4 metros). En general, el venezolano cometió 15 errores en 412 oportunidades con los Cerveceros el año pasado.

“Tratamos de aprovechar sus habilidades defensivas al máximo. Lo probamos en zonas con más probabilidades de que la bola sea conectada. O de que la bola tenga más probabilidades de ser conectada y las jugadas sean bien difíciles de ejecutar”, señaló Counsell. “Tratamos de que Orlando se encargue de las jugadas difíciles, porque es ahí donde el muchacho es bastante bueno”.

Vía: Nota de prensa

Comentarios