El arte y su crítica se pasean por Canadá con sabor venezolano

Fotos: Betty Poluk

Luego de una breve escala por la ciudad de Miami, donde después visitar exposiciones, las  charlar con amigos de ayer, hoy y siempre por demás necesarias,  nos llegó el esperado abrazo eterno de mi hermano Alexis y la cuñada Teresa, que por decenas de años se nos había negado. Este encuentro con el corazón como protagonista de turno se eternizó. Nos resta en Florida el caminar como el poeta, con el arte a cuesta como lenguaje de comunicación.

Ya en la ciudad ontariana de Kitchener, nos dedicamos a visitar en compañía del guitarrista Sean Poluk y la fotógrafo Betty Poluk, sus espacios donde su historia social y las artes visuales son vocablos de comunicación. La primera escala fue en la región de Waterloo y sus museos donde el “Doon Heritage Village”, nos abrió sus puertas para darnos la oportunidad de observar los objetos que le dieron vida al leguaje de turno por los años de 1914.

Este museo tiene una fachada exterior totalmente contemporánea donde la abstracción geométrica juega con el siglo XXI y en su interior los inicios del XX son los que visualmente ocupan su protagonismo. Como todo museo internacional de tema histórico el “Doon Heritage Village” abusa de textos y mensajes eternos, donde el común y no tan común espectador peligrosamente se “aburre” y deja para el mañana el regreso que se prolonga por días, meses y años. La museografía es efectista y sobre  todo muy “bella”.

En la ciudad de Mississauga, entre otras cosas visitamos la galería “Livins Arts Centre”, que nos muestra en sus paredes, la obra plástica de los artistas visuales: Lum Morris, cuyo lenguaje de la fotografía es efectista y muy comercial. Maureen O`Connor, el fotògrafo de montajes sobre un trabajo realizado, donde el efecto del “collage”, es por demás tosco y de muy mal gusto, sus  piezas que juegan visualmente con el espacio externo, donde un “arce” y un “caballo” son las que defienden lo exhibido por este señor.

Jenny Suddick es tal vez lo más deficiente de la muestra titulada “Site Unseen”, esto lo afirmamos por sus piezas tridimensionales donde la artesanía infantil y de muy mal gusto nos dejó ver unos ensamblajes decorativos muy comerciales y a mi parecer lo que salva la muestra de la “Livins Arts Centre” son las piezas de Liz Menard, quien utiliza el grabado y el dibujo como técnica de comunicación; lo profesional y manejo del lenguaje de las impresiones con sus dotes dibujante lo destacan en esta oportunidad.

La sala Oakville que está ubicada en el “Gairloch Gardens” de Mississagua, muestra en sus espacios el  trabajo muy “artesanal y dadaísta” de la africana de residencia en Alemania Cosima Von Bonin, su objetos bajo el título de “Who in the deep sea” donde paraguas, tiburones, patos, caballitos del mar, langostas, ostras, pulpo, caracoles, cigarro, y un gran etc, nos hablan de una señora que maneja bien el hilo, la aguja y la tela con gran maestría artesanal. De mi parte no entiendo como instituciones de prestigio internacional como el Goethe, Embajada de Alemania en Canadá y  el Consejo de las Artes de Ontario apoyan este tipo de exposiciones en lugares de importancia capital del país que la acoge.

Cerramos por los momentos nuestro itinerario de las visitas: en esta oportunidad acompañados además por la cantante venezolana Carla González,  al taller y casa del  con el pintor y dibujante rumano de residencia en Canada Remus Moldovan (Remo) de 53 años. Este artista visual maneja a su antojo la figura humana, que lo caracteriza por su manejo exterior del marco, a quien le da la forma y textura deseada y con ello nos crea un lenguaje por demás muy original y por momentos muy surrealistas. En relación a su dibujo, donde la línea es el elemento de fuerza que nos lleva de la mano a la escuela de los expresionistas de los inicios del siglo pasado. Hemos hablado con “Remo” para organizarle una exposición de sus dibujos de pequeño formato bajo la asesoría de las venezolanas Carla González  y Betty Poluk en la ciudad de Maracay-Venezuela.

A manera de epílogo señalamos que para mediados de junio se inaugura la exposición de “Fotógrafos venezolanos”, en la Galería “El Gordo Ex” ubicada en Toronto la capital de la provincia de Ontario. Por los momentos nos espera el amanecerá y veremos lo que nos repara el futuro como mejor juez.

Aquiles Ortiz Bravo

Comentarios