Cinco cuidados indispensables para tus manos y uñas

Foto: Archivo

Las manos y las auñas requieren un cuidado especial, pues las utilizamos con mucha frecuencia. Por ello, te presentamos cinco consejos infalibles para que tus manos luzcan sensacionales y tus uñas no se maltraten.

1. Hidrata tus manos

Cada vez que te las laves, al terminar, ponte crema hidratante. Así evitarás que se resequen. Es un hábito que vale la pena adquirir. Lleva un tubito de crema en el bolso y ten otro en tu espacio de trabajo.

2. No cortes tus uñas: límalas

Las tijeras y los cortauñas hacen que las uñas se vuelvan quebradizas. A menos que estén demasiado largas, usa una lima para rebajarlas y darles forma.

No pasa lo mismo con las uñas de los pies, que resisten alicatas o cortauñas sin problemas, antes de que les pases la lima.

3. No cortes la cutícula

La cutícula sirve para mantener las uñas sanas y, si la cortas, retirarás esa capita de protección. Despídete de las pequeñas tijeras de manicura, que maltratan la cutícula y la piel alrededor de las uñas. Es mejor que remojes tus manos en agua tibia y luego empujes la cutícula con un palito de naranjo.

4. Aplica esmalte de base antes del color

Como las uñas son porosas, pueden absorber el color del esmalte, por eso es importante que apliques antes una capa de base. Después, cuando te las hayas pintado, aplica una capa de protector transparente. Así tus uñas durarán más tiempo pintadas.

5. Exfolia tus manos con mascarillas

La idea es que cuides tus manos como cuidas tu cara y el resto de tu cuerpo. Los exfoliantes hacen que la piel se vea más tersa y joven. Nada complicado, basta con que una vez por semana mezcles un poco de aceite de oliva con limón y azúcar, y te pongas la mezcla en las manos, las frotes y luego enjuagues con agua tibia. Verás qué diferencia.

Otros tips útiles

Ahora bien, si quieres implementar algunos cuidados extras, éstos pueden servirte:

-Usa una mascarilla de vitamina E para cutícula y uñas.

-Ojo con la humedad: después de lavarte las manos y antes de aplicar la crema hidratante, sécatelas muy bien, pues la humedad puede debilitar las uñas.}

-Usa guantes protectores cuando manipules detergentes, laves los platos o hagas labores de casa.

-Tus manos también necesitan protector solar. Recuerda que los rayos UV pueden causar estragos en la piel de todo tu cuerpo.

 

Vía: Agencias

Comentarios
El Aragüeño