23 de September del 2018

Dormir bien: el mejor cosmético

La relación entre sueño y belleza es clara, ya que la receta para estar guapa más barata y eficaz de todas es dormir bien. Con esto no quiero decir que dejes de lado tus tratamientos cosméticos y te dediques a dormir a la primera de cambio, pero descansar cada noche unas buenas siete u ocho horas ayudan a que tengamos una piel fresca y lozana cada mañana.

El descanso es reparador tanto para nuestro organismo como para favorecer la capacidad de regeneración que tenemos, siendo especialmente visibles los efectos en el estado de salud de nuestra piel. Descasar bien cada día es la mejor manera para despertar radiantes por las mañanas.

De entrada, uno de los grandes beneficios del sueño es que cada vez que dormimos aumentan nuestras defensas, pues cuantas más horas de sueño acaparemos, más glóbulos blancos tendremos en la sangre, por lo que no hay nada como un buen descanso para despertarse sana y preparada para el día a día.

Beneficios del descanso:

Combate las ojeras: Dormir mal o padecer falta de sueño provoca la dilatación de los capilares y, bajo los ojos, esto se traduce en la aparición de las antiestéticas ojeras, oscuras y profundas.

Aporta calor y efectividad de tratamientos cosméticos: Cuando nos acostamos a descansar cada noche, la temperatura corporal aumenta ayudando a que los activos de las cremas hidratantes penetren más profundamente, pues la piel es más receptiva en ese momento. Es decir, por las noches la receptividad cutánea a los activos aumenta y se activa la regeneración celular de la epidermis.

Favorece la regeneración celular: Todas las noches se aumenta el ritmo de renovación de las células de la piel, especialmente entre las once y las cuatro de la madrugada.

Mejora el tiempo de recuperación del cuerpo: Aunque nosotras durmamos, nuestros cuerpos siguen funcionando y, mientras nosotras soñamos, recargamos la energía gastada durante el día y combatimos los efectos de los radicales libres, además de rectificar cualquier daño celular que hayamos sufrido. Dormir menos horas cada noche hará que realicemos peor estas funciones, perdiendo eficacia en el proceso.

Aporta firmeza a la piel: La producción de colágeno se dispara por las noches y ya sabes que contar con una buena cantidad de colágeno es esencial para mantener la tersura de la piel.

Vía: Agencias

Comentarios