18 de November del 2018

Bicicletas de bambú: Una alternativa verde

¿Alguna vez imaginaste pasear por tu barrio con una moderna bicicleta compuesta por materiales de la naturaleza? Ahora es posible. En la búsqueda de nuevas alternativas para reemplazar a los sistemas de transporte urbanos, decease los cuales necesitan de una gran cantidad de energía fósil y generan emisiones nocivas en el Planeta, el bambú es una excelente materia prima para construir bicicletas.

Puede parecerte raro, pero es real, el bambú no sólo un “alimento para osos”. También es un material fuerte, que resiste alrededor de 300 kilos, pero es ligero. El bambú es un material resistente, económico y respetuoso con el medio ambiente; algunas especies de bambúes son las plantas terrestres de crecimiento más veloz que se conocen, ya que se observan bambúes que crecen 1 metro en 24 horas. Existen variedades que aportan un 35% más de oxígeno que los árboles. Su desarrollo afirma el suelo y dificulta su erosión, y su siembra ayuda a recuperar tierras ya erosionadas por la negligente mano del hombre.

En Oriente, hace mucho tiempo que descubrieron y comenzaron a utilizar las bondades del bambú en objetos como platos, cubiertos, muebles o listones para pisos ya que, al ser un material muy resistente, se compara con el acero.

El bambú podría parecer un material cuestionable para fabricar bicicletas, pero gracias a sus cualidades este material se vuelve un recurso ligero y fuerte.

Las bicicletas de bambú se diseñan para satisfacer las necesidades individuales, pero ya se están haciendo “bicicletas autobús escolares” con varios asientos. Capaces de soportar choques y vibraciones, así como cargas pesadas, las bicicletas son vistas como una solución potencial para los productores rurales.

Liviana, flexible y sostenible, la bici de bambú se ha convertido en un transporte ecológico construido con materiales renovables. Su fabricación crece en el mundo. En Argentina, también  pueden conseguirse en diversos lugares.

Vía: Agencias

Comentarios