19 de September del 2018

Virus del Zika podría causar abortos incluso en mujeres sin síntomas

Foto: Archivo

El virus del Zika podría causar abortos espontáneos y muertes fetales intrauterinas incluso en mujeres que nunca presentaron síntomas de haber enfermado, concluye un estudio publicado este lunes por la revista Nature Medicine.

Un grupo de investigadores de varios centros de estudio de primates de Estados Unidos hicieron un experimento con 50 primates, entre ellos macacos Rhesus, y hallaron que “un 26 % de primates no humanos perdieron sus embarazos a pesar de no mostrar síntomas” de haber sido infectados con el virus.

Esto lleva a los autores a concluir que puede haber muchas más mujeres, de lo que prensaba, que pierden sus fetos por este virus, que se transmite por la picadura de un mosquito o a través de relaciones sexuales, de lo que previamente se pensaba.

En su experimento, los expertos analizaron la evolución de primates no humanos que habían sido infectados con el virus en los primeros estadios del embarazo y que no presentaban síntomas de la enfermedad, que normalmente pueden ser fiebre, sarpullidos, dolor de cabeza, muscular, y conjuntivitis.

“Esta es la primera vez que hemos podido demostrar categóricamente que los abortos espontáneos (antes de las veinte semanas de gestación) y las muertes fetales intrauterinas (después de ese periodo) relacionadas con el Zika ocurren en primates no humanos sin síntomas”, dice en la revista Daniel Streblow, del Instituto de tratamiento de Genética y Vacunación del Centro Nacional de Investigación de Primates de Oregón.

“Examinar este importante asunto nos servirá para entender mejor cómo el virus del Zika daña la placenta y estudiar cómo prevenir la trágica terminación del embarazo que puede causar”, añade.

Hasta ahora, los estudios sobre el virus solo habían analizado los abortos y muertes fetales que se producían en mujeres con síntomas.

Entre los centros de investigación de primates que participaron en esta investigación conjunta figuran los de la universidad de California, Instituto de Investigación biomédica de Texas, la universidad de Wisconsin y la de Washington.

 

Vía: EFE

Comentarios