18 de December del 2018

Cicpc le puso fin a tres “robaquintas”

Foto: Eleazar Urbaez

Quienes se dedicaban a incurrir en el robo a residencias, no sin antes someter y maniatar a los propietarios de los domicilios para cargar con sus pertenencias y prendas de valor, así como en el robo de vehículos, fueron dados de baja este viernes pasado el mediodía en el sector José Gregorio Hernández del barrio San Carlos de Maracay, específicamente en la calle Rivas, donde cayeron abatidos tres miembros de la banda “Los Barulli”, quienes se enfrentaron con una comisión del Cicpc Subdelegación Caña de Azúcar.

Informó el inspector jefe Ramón Duque, jefe de Investigaciones de este despacho, que una vez se obtuvieron varias denuncias de las fechorías de estos hampones, siendo la última de ellas cometida el pasado 3 de marzo en una residencia de esta comunidad, donde sometieron a la familia, para luego cargar con todo a bordo de un Chevrolet Corsa, se procedió a iniciar las averiguaciones que dieran con su paradero.

Fueron recibidos a tiros

En las labores de campo, los funcionarios a su mando, siguiendo las directrices del comisario Miguel Zabala, jefe del Cicpc Caña de Azúcar, lograron dar con la ubicación de los hampones “enconchados” en una vivienda sin número, situada en la calle Rivas de esta comunidad. Los maleantes al avistar a la comisión desenfundaron sus armas y efectuaron los disparos a los funcionarios, resultando los tres individuos heridos.

A fin de brindarles los primeros auxilios, los “ptj” cargaron con los heridos, a quienes trasladaron de inmediato a un centro asistencial, donde fallecieron poco después, destacó Duque.

Los individuos quedaron identificados como Richard Andrés Tovar Medina, alias “El Richita”, líder de la banda; Lorni Yesuel Barulli Bompart, su lugarteniente y Yean Carlo Barulli, estos últimos al parecer eran hermanos.

Recuperaron tres armas

Acotó el jefe de Investigaciones de este despacho que tres armas de fuego, dos revólveres calibre .38 y una pistola calibre 22, fueron recuperadas en el lugar. Una comisión de Laboratorio Criminalístico llegó al sitio a fin de fijar y colectar las evidencias, como parte de las experticias de rigor.

 “El Richita” tenía registros por robo a residencias y de vehículos, mientras que Yean Carlo Barulli también contaba con un amplio prontuario por robo.

Comentarios