28 de enero del 2022

5 trucos para alisar el cabello sin dañarlo (aún con plancha)

Sabemos que alaciar el cabello es el paso favorito de la rutina de muchas mujeres por el efecto liso, pulido, arreglado y elegante que deja, pero si no lo hacemos con los cuidados debidos, ¡La historia de nuestra melena se puede convertir en terror! Cuando usamos la plancha de forma desmedida y sin protección alguna, corremos el riesgo de que el cabello se seque, pierda fuerza y color e incluso, se adelgace y tenga caída por quiebre con el tiempo.

Por eso, no te decimos que te despidas por siempre de la plancha, sino más bien que pongas en marcha estos trucos para alaciar el cabello sin dañarlo. ¿Lo mejor? ¡Harán que el proceso de alisar la melena sea mucho más fácil y rápido!

Usa productos para cabello lacio
Desde el shampoo y el acondicionador hasta los aceites, mascarillas y cremas para peinar, es sumamente importante que tu rutina capilar esté repleta de productos para cabello lacio. ¿La razón? Sus fórmulas están diseñadas para alinear las cutículas de las hebras capilares y dejarlas lo más rectas que se pueda.

Te sugerimos que te inclines por una misma línea y marca para potenciar el tratamiento alisador completo.

Seca sin frotar y aplica un producto desenredante
Muchas de nosotras hemos cometido el error de secar el cabello con la fricción de la toalla creyendo que así quitaremos la humedad más rápido, pero lo cierto es que lo único que estamos consiguiendo con este movimiento es provocar frizz y pérdida de brillo, dos obstáculos que se interponen en un pelo lacio perfecto.

Al momento del secado, lo ideal es usar una toalla de microfibra a modo de turbante (su material es mucho más absorbente); después, sobre el pelo húmedo, aplicar un spray desenredante para evitar el quiebre y, por último, dejar secar al aire libre.

 

Usa un protector térmico
Este es uno de los pasos más importantes (sino el que más) para alaciar el cabello sin maltratarlo. Lo que hacen estos productos es crear una capa de defensa contra el exterior al mismo tiempo que mantienen las cutículas unidas para evitar la pérdida de keratina que produce el calor.

Busca aquellos que cuenten con protección térmica, solar y de la contaminación, además de que contengan aceites y extractos naturales para nutrir tu melena durante el planchado.

Pasa la plancha a temperatura baja
Así es, para alaciar el cabello sin dañarlo, tienes que mentalizarte a usar la plancha en temperatura baja como un nuevo hábito. El truco que te damos es que dejes el aparato encendido unos minutos antes de usarlo para que se caliente bien y no necesites de más calor. También te recomendamos pasar la plancha siempre en un mismo sentido, de arriba hacia abajo, y no estar planchando una y otra vez el mismo mechón.

TIP: Opta por planchas con placas de cerámica y turmalina, pues son de los conductores de calor más estables.

Otro tip de oro: ¡Jamás pases la plancha sobre el cabello mojado o húmedo!

Aplica un tratamiento de salón
Existen tratamientos como la keratina (en todas sus versiones, japonesa, brasileña, orgánica, etc), el nano botox o nano mist que mantienen las cutículas alineadas, logrando que el cabello esté más lacio, brillante y sin frizz para que puedas descansar un poco de las herramientas de calor que maltratan las hebras capilares.

Te recomendamos a ojos cerrados que pruebes alguno, siempre dejándote guiar por tu estilista para que sea el correcto. Eso sí, evita la keratina que tiene formol, pues este componente altera la estructura del pelo, pero fuera de eso, verás cómo este tipo de procedimientos te ayudarán a tener un cabello lacio y hermoso, haciendo que uses menos la plancha y no dañes la melena.

Con información de Glamour

Comentarios

You must be logged in to post a comment Login