28 de enero del 2022

Aviones privados, safaris y lujo extremo: así fue una de las bodas más caras del mundo

Todas las bodas son distintas y ninguna se parece a la otra. Mientras que algunas parejas prefieren celebraciones íntimas y discretas, otras eligen los festejos a lo grande.

Sin embargo, ningún matrimonio parece haber llevado las cosas tan lejos como María Solodar y su esposo. Quienes gastaron 3,5 millones de euros en un casamiento inolvidable para todos sus invitados. Que incluyó trasladar cientos de personas desde Rusia hasta Zambia y pagar por la estadía de cada uno de ellos.

Solodar es una influencer ucraniana radicada en Rusia. Con 30 años, la mujer decidió tirar la casa por la ventana para celebrar la formalización del amor que la une a su pareja. Así, comenzó a organizar una gran boda en un continente distinto y cubrir los gastos de todos sus familiares y amigos.

María Solodar y su esposo, gastaron 3,5 millones de euros en su casamiento.

Lo cierto es que María tenía un sueño desde hacía muchos años: festejar su casamiento en la sabana africana, rodeada de la flora y la fauna del lugar. Por eso, eligió como escenario The Royal Livingstone. Este se trata de un lujoso hotel en Zambia que, además de ofrecer todas las comodidades, está emplazado en un espectacular paisaje de cascadas y ríos.

Cumplir la fantasía de la ucraniana no fue sencillo en términos de organización y mucho menos fue económico. Es que, además de los novios y los invitados, debió viajar todo el staff que trabajaría en el evento. Tales como chefs, maquilladores, peluqueros e, incluso, una banda rusa y dos artistas pop francesas.

Además, tuvieron que transportar todos los insumos para la fiesta: ropa, alimentos, bebidas, decorado y más. “Era necesario llevar absolutamente todo en aviones privados desde Rusia a Sudáfrica, desde la decoración hasta los platos”, contó Solodar al Daily Mail.

En ese sentido, reveló que tuvo intenciones de enviar muchas más cosas de las que finalmente fue posible trasladar. Por ejemplo, un gran escenario y algunos equipamientos específicos de la cocina. “El país se negó a dejar entrar un escenario tan grande, la cocina tuvo que esperar en la frontera durante tres días y llegó solo tres horas antes del banquete”, relató.

The Royal Livingstone, un lujoso hotel en Zambia.

Luego, María detalló que usó dos looks distintos durante el casamiento: un vestido de la exclusiva diseñadora Vera Wang para la ceremonia y otro de Zuhair Murad que vistió para el festejo.

“Muchos decían que era la boda del siglo, pero yo diría que era la aventura del siglo. Nunca quise una boda magnífica. No se trata de disfrazarme y maquillarme, simplemente no es mi estilo. Elegí uno de los primeros vestidos que vi y el segundo ni siquiera me lo probé”, aclaró.

Los invitados pudieron disfrutar no solo del fabuloso evento, sino también de unas mini vacaciones. Todo corrió por cuenta de la pareja: cada persona que asistió a la fiesta pudo participar de safaris y distintos tours por Zambia en los días posteriores.

El Grupo de Diarios América (GDA), al cual pertenece El Nacional, es una red de medios líderes fundada en 1991, que promueve los valores democráticos, la prensa independiente y la libertad de expresión en América Latina a través del periodismo de calidad para nuestras audiencias.

Con información de El Nacional

Comentarios

You must be logged in to post a comment Login