30 de julio del 2021

El Sol regresa a la Antártida tras seis meses de oscuridad

Quince días después del solsticio de invierno del 21 de junio en la Antártida, la tripulación de la Estación de Investigación Concordia da la bienvenida lentamente al regreso de la luz del sol. Esta foto fue tomada por el médico Nick Smith, de la ESA, el 1 de julio al mediodía.

La tripulación de 12 miembros de la estación Concordia de la ESA, ubicada en la meseta montañosa Dome C, en la Antártida, ha pasado los últimos meses en completa oscuridad: el sol desapareció en mayo y no volverá a ser completamente visible hasta mediados de agosto.

Esta imagen de mediodía señala el comienzo del fin del invierno en el continente remoto. (Foto: ESA/IPEV/PNRA–N. Smith)

Confinada en condiciones extremas, la tripulación de la estación Concordia, una de las tres estaciones antárticas habitadas durante todo el año, encuentra consuelo en las tradiciones. El equipo de este año elaboró ​​su propia cerveza para conmemorar la ocasión.

La ubicación de Concordia a 3233 m de altitud significa que la tripulación experimenta hipoxia hipobárica crónica: falta de oxígeno en el cerebro.
Además de ofrecer alrededor de nueve meses de aislamiento completo, la ubicación de Concordia a 3233 m de altitud significa que la tripulación experimenta hipoxia hipobárica crónica: falta de oxígeno en el cerebro.

Las temperaturas pueden descender a –80 ° C en invierno, con una media anual de –50 ° C. La temperatura en el momento de esta imagen era de -65 ° C, con una sensación térmica de aproximadamente -80 ° C.

Como estación ubicada en el lugar más inhóspito de la Tierra, Concordia es un sustituto ideal para estudiar los efectos psicológicos y fisiológicos que experimentan los seres humanos ante el frío extremo, el aislamiento y la oscuridad.

Nick Smith está trabajando en siete experimentos, analizando en general los efectos del ambiente aislado, confinado y extremo, análogo a una estación lunar o marciana, sobre la atención plena, la cognición, la toma de decisiones de riesgo,  el sistema inmunológico, el estrés, la salud ocular,  y la dinámica social. Ha recopilado muchas muestras y cuestionarios durante los últimos nueve meses.

La tripulación se dirige a la recta final de su residencia en la Antártida, que traerá no solo luz solar sino también una nueva «tripulación».

En las próximas semanas, deberán arar la pista de esquí, quitar la nieve alrededor de la estación, realizar una limpieza profunda y, en el caso de Nick, preparar sus muestras para regresar a Europa.

Quo.es

Comentarios

You must be logged in to post a comment Login

Responder