18 de octubre del 2021

Neumonólogos ven la “oportunidad” de erradicar el cigarrillo

En una entrevista con Efe el especialista en Salud Pública y miembro del Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo, Joseba Zabala, deja claro que no se puede criminalizar al fumador, hay que “actuar” contra la industria tabaquera, que utiliza todas las artimañas a su alcance (promociones en las cajetillas, regalo de mascarillas en los estancos..) para que el tabaco sea un producto glamuroso.

Y especialmente pensando en los más jóvenes, este especialista apela a que la cajetilla deje de ser una herramienta atractiva y pide al Gobierno que se sume al etiquetado genérico (cajetillas color caqui) que siguen muchos países europeos.

Además, quiere que se acabe con cajetillas atrayentes (paquetes de tabaco con camellos de colores) que se convierten en objeto de colección para adolescentes y con la inclusión de códigos QR que redireccionan al consumidor a sitios web con promociones que incitan a fumar.

Para Zabala, este nivel de picaresca impune es de “juzgado de guardia” y recuerda a la industria tabaquera su responsabilidad en la enfermedad y muerte de millones de personas.

Este especialista califica de “indignante” que la Audiencia Nacional haya tumbado la sanción de 400.000 euros impuesta a la tabaquera Philip Morris que publicitaba el dispositivo IQOS (que permite el calentamiento del tabaco) alegando que no es un producto de tabaco sino un dispositivo electrónico que no puede ser consumido.

Para Zabala “aparato y cigarrillo son la misma unidad funcional”.

Para Jiménez, un aspecto “importantísimo” es que se vigile el cumplimiento de la ley y se mejoren las condiciones de financiación para el tratamiento del tabaquismo, de forma que llegue a todos los fumadores independientemente del grado de dependencia.

Se trata -dice- de que el Sistema Nacional de Salud financie todos los tratamientos “no solo fármacos como la vareniclina, también la terapia sustitutiva de la nicotina (chicles y parches) que tan buenos resultados ha dado”.

Jiménez explica que han tenido dos reuniones con Sanidad pero hasta ahora “todo han sido buenas palabras y ningún hecho. Eso nos preocupa”.

Los expertos sostienen que sus medidas deben estar basadas en la evidencia científica y dado que es conocido que la covid se transmite de manera dominante por aerosoles, la regla de los dos metros de seguridad es insuficiente.

Por ello proponen que se impida fumar en la calle a menos de diez metros y no se pueda circular fumando un cigarrillo con la mascarilla bajada.

Menores: tabaco y cannabis
Los especialistas también advierten de que uno de cada dos menores que se inicia en el hábito del tabaco comienza fumando hachís.

Y la mayoría de los que fuma marihuana, la consume mezclada con tabaco lo que genera doble adicción y dos problemas.

Según el Observatorio Español de las Drogas y las Adicciones, los cigarrillos son una de las sustancias más accesibles para los estudiantes entre 15 y 16 años y un 60 por ciento afirma que es “bastante o muy fácil” conseguir cigarrillos en cualquier momento.

De media, el 41 por ciento ha fumado alguna vez en la vida y el 21 por ciento ha consumido cigarrillos en los últimos 30 días. Un 9 por ciento afirma que fuma a diario.

Y si en España la política de estancos y acceso al tabaco de los menores es laxa, también lo es respecto al cannabis, la sustancia psicoactiva más fácil de conseguir para el 41 por ciento de los estudiantes de 15 y 16 años.

El 23 por ciento de los menores que se mueven en este tramo de edad asegura que ha consumido cannabis alguna vez y un 12 por ciento en el último mes. Un preocupante 5,6 por ciento está en riesgo de desarrollar problemas relacionados con su consumo.

Las vacunas de las tabaqueras
Para los expertos firmantes de la declaración EndGame, la covid puede favorecer el fin de la industria del tabaco como se acabó con la gasolina con plomo, un producto dañino para la salud.

Lamentan que la industria aparezca como la buena de la película regalando mascarillas en los estancos y promoviendo vacunas. “Eso hay que desenmascararlo”, dicen.

Y aluden así a la controvertida vacuna que impulsa British American Tobaco (BAT) a partir de la planta tabaquera. BAT es responsable de marcas de cigarrillos como Lucky Strike, Rothmans y Benson&Hedges.

Con información de 800 Noticias.

Comentarios

You must be logged in to post a comment Login